Cada usuario del sistema OS X de vez en cuando tiene que hacer una captura de pantalla. Pero no todos saben que hay 6 maneras de hacerlo. Después de pasar de Windows a Mac me sentí muy sorprendido con la cantidad de opciones para hacer un pantallazo. Además todas resultan muy fáciles.

En el sistema OS X hay tres maneras básicas para capturar el escritorio:

cmd+shift+3 - captura la pantalla entera y guarda la imagen en el escritorio;

cmd+shift+4 - captura sólo una parte de la pantalla y lo guarda en el escritorio. Después de usar este atajo hay que seleccionar la área deseada para hacer la imagen;

cmd+shift+4+barra espaciadora - captura sólo una ventana del escritorio. La imagen queda guardada en el escritorio y tiene un tipo de sombra añadida para crear un efecto de dimensión. Después de usar este atajo hay que seleccionar la ventana que queremos guardar en la imagen. Al pulsar la tecla cmd al mismo tiempo, el sistema guarda las ventanas adicionales, por ejemplo los menús abiertos.

Todos los atajos mencionados dan un efecto distinto si al mismo tiempo mantenemos pulsada la tecla ctrl. En este caso la imagen no está guardada en el escritorio, sino en portapapeles. Entonces es más fácil pegar el pantallazo en cualquier programa gráfico.

Al final vale la pena recordar que en el caso del sistema móvil iOS la captura de pantalla se puede hacer pulsando al mismo tiempo el botón Home y Power. La imagen queda guardada automáticamente en la aplicación Photos.

Artículo traducido del polaco. Puedes encontrar el texto original aquí.