Desde el año 2011, Apple siempre lanza los nuevos iPhone en septiembre u octubre. No obstante, según AppleInsider es probable que la compañía de Cupertino presente las nuevas versiones de los móviles durante las vacaciones. Esto estimularía positivamente la venta de sus productos.

Apple vendió 13 millones de los iPhone 6s y 6s Plus durante el primer fin de semana de su presencia en el mercado. Pero conforme los analistas, estos dispositivos no van a romper el récord de los modelos del año pasado, que durante sus primeros tres meses se vendieron en la cantidad de 74,5 millones de ejemplares. Puede ser también que Apple quiere cambiar las fechas del lanzamiento por causa de la política de Samsung. Conforme los rumores, el fabricante coreano presentará sus nuevos móviles en los inicios del año 2016.

Fuente: AppleInsider, Martin Hajek

Artículo traducido del polaco. Puedes encontrar el texto original aquí.